¿Es el cerebro humano corrupto por naturaleza?

Ante los diferentes casos de corrupción que aparecen en los medios de comunicación, hay quien se plantea si existe una predisposición de algunas personas a vulnerar las leyes y la normativa vigente en su propio provecho. ¿El cerebro corrupto es algo natural? Salvador Martínez, director del Instituto de Neurociencias y profesor de Anatomía Humana de la Universidad Miguel Hernández de Elche, lo aclara.

Cerebro corrupto Viñeta Forges

Viñeta Forges

El cerebro humano no es un cerebro corrupto, en absoluto

No está en la naturaleza de las personas engañar a sus semejantes

La mayoría de los individuos podemos identificar cuando una persona agrede a otra, y sentimos repugnancia por el agresor. Y nos da lástima el agredido, gracias a lo que conocemos como empatía. Una función del cerebro que percibe las emociones que observamos o escuchamos en otros.

Cerebro corrupto Viñeta de Andrés Rábago García. El Roto

Viñeta de Andrés Rábago García. El Roto

Sin embargo, el cerebro puede no interpretar la corrupción como un delito repugnante

A través de las relaciones sociales hemos desarrollado nuestra mente. Tenemos una compleja capacidad comunicativa con la que compartimos ideas y conceptos abstractos. Y hemos integrado la conducta en un sistema ético de relaciones interpersonales que marcan nuestras decisiones.

Cerebro corrupto Viñeta Forges

Viñeta Forges

¿Por qué parece que la corrupción “nos resbala”?

Si  no somos capaces de activar los mecanismos de rechazo ante la corrupción puede ser debido, por un lado, a una compleja relación entre la causa y el efecto y, por otro lado, a que no se identifica a la víctima de manera directa, por lo que no se genera el rechazo.

Cerebro corrupto Viñeta de Andrés Rábago García. El Roto

Viñeta de Andrés Rábago García. El Roto

El daño, en el caso de la corrupción, está muy repartido

Por lo que todos somos un poco víctimas. La falta de enérgicas manifestaciones contra los casos de corrupción muestra que nuestro sistema emocional está saturado de causalidades directas ante tantas injusticias.

Luis Bárcenas, ex tesorero del PP, durante la vista oral. En primer plano, el presunto cabecilla de la trrama Gürtel (Chema Moya. AFP)

Luis Bárcenas, ex tesorero del PP, durante la vista oral. En primer plano, el presunto cabecilla de la trrama Gürtel (Chema Moya. AFP)

Fuente: Onda Universitas de Radio 5 (28/07/16)

Compartir en redes sociales....Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestShare on LinkedIn