Superdotación intelectual. Preguntas y respuestas
4.9 (98.67%) 30 votos

El niño superdotado no sólo piensa de forma diferente a otros niños, sino que, además, siente de forma diferente

Es algo que deben tener en cuenta padres, profesores y psicólogos ante un niño con superdotación intelectual. A continuación respuestas a algunas cuestiones claves sobre la superdotación:

¿Quién es un niño superdotado?

Es aquél que tiene capacidades cognitivas muy por encima de lo que es normal para su edad.

Lo verdaderamente determinante de los niños superdotados es la capacidad que éstos tienen de manipular símbolos: lenguaje, notación científica, musical, ingeniería, etc. Estos sistemas pueden incorporarse a tareas creativas, o incluirse en áreas académicas e intelectuales.

Algunos investigadores han observado conductas especiales en niños superdotados muy pequeños, tales como comportamientos excepcionales, aptitudes cognitivas altas y mejor adaptación social que otros niños.

Leta Hollingworth (1886-1939) ya advertía en un libro, titulado: “Los niños superdotados: su naturaleza y educación”, que estos niños, además de poseer un alto C.I., tenían, desde muy pequeños, un gran interés por los orígenes y el destino, siendo ello un síntoma destacado de agudeza intelectual: ¿quién hizo el mundo?, ¿de dónde venimos?, ¿dónde iremos tras la muerte?, ¿porqué venimos al mundo?

A mayor cociente intelectual antes desarrolla el niño una acuciante respuesta del universo. Estas observaciones hechas por Leta Hollingworth las refieren con frecuencia los padres en la práctica de la consulta cotidiana. Se puede decir, por tanto, que el niño superdotado no sólo piensa de forma diferente a otros niños, sino que, además, siente de forma diferente. Esto lo deben tener en cuenta los padres, profesores y psicólogos.

Resumiendo las características que se han observado en los niños superdotados podemos enumerar las siguientes:

▷ Capacidad de adquirir, recordar y emplear gran cantidad de información.
▷ Capacidad de recordar una idea y otra al mismo tiempo.
▷ Capacidad para hacer buenos juicios.
▷ Capacidad de comprender el funcionamiento de sistemas superiores de conocimiento.
▷ Capacidad de adquirir y manipular sistemas abstractos de símbolos.
▷ Capacidad de resolver problemas, reelaborando las preguntas y creando soluciones nuevas.
▷ Intensa curiosidad intelectual.
▷ Fascinación por las palabras y las ideas.
▷ Perfeccionismo.
▷ Necesidad de exactitud.
▷ Aprendizaje con grandes saltos intuitivos.
▷ Intensa necesidad de estímulos intelectuales.
▷ Dificultad para adaptarse al pensamiento de los demás.
▷ Preocupaciones morales y existenciales precoces.
▷ Tendencia a la introversión.

¿Cuántos niños superdotados hay? 

Existe un acuerdo casi unánime entre los especialistas de que aproximadamente un 2% de los niños y niñas son superdotados.

¿Qué porcentaje de superdotación intelectual hay entre los niños y las niñas? 

Hay identificados más niños que niñas. Sin embargo, ello no quiere decir que realmente haya más superdotados entre los niños que entre las niñas. El porcentaje de distribución es similar, como se pudo comprobar en la investigación realizada en la Comunidad de Madrid. La identificación depende de otros factores que, a veces, no pueden controlarse.

child-929935

¿El niño superdotado nace o se hace?

La herencia da los potenciales básicos que conforman el cerebro, sede de las capacidades superiores; sin embargo, para que dichas capacidades puedan desarrollarse y optimizarse es necesaria la educación. Un niño con excelentes potenciales genéticos, si no tiene un ambiente eficaz, no desarrollará la superdotación; también lo contrario, si un niño no posee excelentes potenciales genéticos, no será superdotado, aunque tenga un ambiente eficaz para ello.

¿Ser superdotado es un problema? 

La superdotación intelectual no es un problema, si se atiende adecuadamente al niño desde su infancia. Estos niños se adaptan mejor que los demás y son buenos en sus relaciones sociales, salvo raras excepciones.

¿Qué han de hacer los padres cuando sospechan que su hijo es superdotado? 

Acudir a un psicólogo especialista en superdotación para que emita un informe. Este profesional ha de conocer en la práctica los diferentes métodos de selección y educación para los niños superdotados. En los centros educativos sostenidos con fondos públicos, los Equipos de Orientación Educativa y Psicopedagógica son los encargados de la evaluación.

¿A qué edad puede identificarse un niño superdotado? 

Como norma general no antes de los cuatro o cinco años, salvo raras excepciones. Las pruebas psicométricas existentes antes de esa edad son fundamentalmente psicomotoras; además, algunas conductas precoces en los primeros años de vida, siguen, después, parámetros normales.

Algunas personas se preguntan si puede identificarse a un niño superdotado desde los primeros años de vida. Ha existido la convicción de que la superdotación no puede detectarse hasta los tres años de edad. Sin embargo, hay quien asegura que la superdotación puede detectarse ya alrededor de los trece meses. Otros autores advierten que se ha de observar en el bebé la forma que el niño tiene de estructurar el entorno, más que sus capacidades.

Una posibilidad de identificación temprana es buscar a estos niños en la descendencia de adultos identificados como superdotados.

Antes de los cuatro o cinco años no se puede asegurar si un niño es o no es superdotado; aunque, es también cierto, que antes de esta edad los niños superdotados tienen algunas características excepcionales que hacen que podamos hablar de precocidad.

La identificación primera pueden hacerla los padres, los profesores, los compañeros, mediante tests colectivos. La identificación definitiva ha de hacerla un profesional y experto en superdotación y talento mediante un informe psicológico y un seguimiento en los programas escolares.

▷ Los padres

Los padres son excelentes identificadores de sus propios hijos superdotados ya que en el 70% de los casos la selección hecha es correcta. Los padres usan el método de observación comparativo y advierten ciertas aptitudes que sus hijos poseen. Son buenos indicadores entre los señalados anteriormente:

— La atención y la memoria.
— El lenguaje es un rasgo particularmente importante de sobredotación. El razonamiento verbal, la comprensión y expresión lingüísticas son un signo de inteligencia alta.
— El aprendizaje rápido de conceptos nuevos.
— El interés por conocer nuevas cosas, haciendo muchas preguntas.
— Lectura temprana. No escritura, ya que para ello se necesita además una buena coordinación visomanual.
— Inventiva y capacidad creativa.
— Alta sensibilidad emocional, autoconcepto y persistencia-motivación.
— Conocimiento social y relaciones sociales que, en general, en los niños superdotados de preescolar se dan antes que en los otros niños.

▷ Los profesores

En el ámbito mundial se habla de identificación por parte de los profesores de tan sólo el 50% de estos niños. En general los profesores no están suficientemente formados para identificar a los superdotados y, por lo tanto, no elaboran ningún tipo de currículum especial para educar a estos alumnos.

Los profesores deben saber que no todos los niños con inteligencia elevada tienen éxito escolar, porque aunque la inteligencia es fundamental y necesaria, no es suficiente, puesto que el éxito escolar depende, además, de otros factores. Muchos alumnos superdotados no son identificados en los centros escolares, y muchos de ellos dejan de estudiar por falta de adecuación de los programas a sus capacidades.

Witmore (VHITMORE, J. (1988): Nuevos retos a los métodos de identificación habituales. En Freeman, J. (Dir). Los niños superdotados. Aspectos psicológicos y pedagógicos. Madrid. Edit. Santillana) estudió a los niños superdotados cuyo rendimiento escolar está muy por debajo de sus potenciales de aprendizaje (“underachievers”), y los dividió en cinco categorías:

— Niños con problemas de conducta.
— Niños poco motivados.
— Niños con retraso en el desarrollo.
— Niños con deficiencias medias y profundas (se entiende, físicas).
— Niños culturalmente diferentes.

Con los niños que no demuestran la superdotación intelectual por tener un rendimiento pobre o una conducta pasiva deberían tener en cuenta lo siguiente:

— Cuando se entra en contacto con los intereses del niño, éste responde con un aprendizaje rápido y muy eficaz, sobrepasando a la mayoría de los alumnos de la clase.
— Tiene buenas destrezas para la solución de problemas, sobre todo en aquéllos en los que se ha de usar la imaginación y la inventiva.
— Es original en el pensamiento.

Con niños que no son capaces de manifestar la superdotación intelectual por discapacidades diversas: motoras, lingüísticas, introversión extrema, etc., habría que observar:

— Extraordinaria memoria para hechos y sucesos.
— Excepcional comprensión o fluidez verbal excelente.
— Capacidad alta de solución de problemas.
— Trabajo escrito de calidad.

Otros niños superdotados proceden de ambientes culturalmente depravados por lo que tienen dificultades de expresión o cultura general baja, habría que valorar en otras características, tales como:

— Destreza para solucionar problemas.
— Excelente memoria para hechos y sucesos.
— Gran curiosidad e interés por aprender cosas nuevas.
— Capacidad de organización.

En definitiva, en los centros escolares, siguiendo a Richert et al. (RICHERT, E.S. et al. (1981): National Report on identification: Assesment and recomendations for comprensive identification of gifted and talented youth. New Jersey: A product of the educational information and resource center) es necesario atender a seis principios básicos:

Igualdad. Los procedimientos de identificación han de aplicarse en beneficio de todos los alumnos.
Actualización. Se han de utilizar las mejores investigaciones.
Equidad. Deben protegerse los derechos civiles de todos los alumnos y debe identificarse a los superdotados que padecen discapacidades.
Pluralismo. Ha de aplicarse un concepto amplio de superdotación.
Amplitud. Deben identificarse y atenderse a diversos tipos de alumnos superdotados.
Pragmatismo. Las escuelas podrán realizar modificaciones en su normativa e instrumentos.

▷ Los compañeros

También los compañeros pueden identificar a los que son superdotados en su clase, haciéndoles determinadas preguntas a través de un cuestionario. No quiere decir que los identificados como tales lo sean, pero entran a formar parte de la lista a la que se harán las pruebas necesarias para el informe psicopedagógico.

▷ Los tests colectivos de inteligencia

Estas pruebas no son definitivas, sino que sirven para seleccionar posibles superdotados, a partir de una puntuación de corte. Es un método bueno de selección que da muy buenos resultados y es uno de los más empleados.

Para Whitmore (1980) en la búsqueda de los potenciales de superdotación son necesarias dos modalidades básicas: en primer lugar, se debe hacer la evaluación en el momento de la entrada del niño en el sistema escolar, pues los últimos datos han demostrado que la atención temprana puede invertir modelos intensos y crónicos de rendimiento insatisfactorio en los niños superdotados. En segundo lugar, ayudar al profesor, ofreciéndole recursos para que preste atención a los niños superdotados en el aula.

¿Es conveniente la identificación y el diagnóstico lo antes posible? 

Es muy conveniente. Cuanto antes conozcan los padres y los profesores si un niño es superdotado será mejor pues podrán atenderlo y educarlo más adecuadamente.

Cuándo un niño es diagnosticado de superdotado, ¿han de hacer los padres algo especial con él en el hogar?

No mucho más de lo que estuvieron haciendo hasta ese momento, pues si el niño es superdotado, en parte, es debido al ambiente familiar. Sólo han de tener en cuenta que su hijo necesita aprender más y se le deberán de ofrecer los mejores recursos para conseguirlo.

2

¿Cuándo ha de acelerarse a un niño a un curso escolar superior? 

La aceleración permite a un niño superdotado estar en un curso con niños mayores en edad. De esta forma, el currículum se ajustará más a su edad mental, pero es preciso que se tenga también en cuenta la adaptación social. Si el niño superdotado se adapta bien con los niños mayores, la aceleración será positiva; pero, si no se adapta, la aceleración será negativa.

¿Es conveniente la asistencia a un programa de enriquecimiento para superdotados? 

Mucho. El programa de enriquecimiento fuera del centro escolar no le perjudica y le ayuda a conocer a otros niños de su edad con características similares a las suyas. El niño con superdotación tendrá retos superiores a los del centro escolar ordinario y compartirá con los demás sus intereses e ilusiones sin que se le considere raro. Aprenderá a ser creativo.

¿Son obligatorias las adaptaciones curriculares? 

Los niños superdotados son alumnos excepcionales y, consecuentemente, son alumnos con necesidades educativas especiales a los que se les ha de hacer una adaptación curricular individual, según la normativa vigente. La adaptación curricular consistirá especialmente en el enriquecimiento del currículum.

Los niños superdotados tienen un pensamiento productivo, más que reproductivo, y por ello es preciso que los programas no sean meramente instructivos, repetitivos o memorísticos, sino, además, flexibles, innovadores y creativos.

¿Los profesores que atienden a los niños superdotados tienen que haber sido ellos mismos superdotados?

No. Lo que necesita el niño superdotado es un profesor que lo comprenda y conozca sus peculiaridades. El profesor será un orientador con la madurez necesaria que ayude y estimule al niño a conseguir metas. No ha de ser sólo un reproductor de conocimientos, sino innovador y creativo. Los niños superdotados desean descubrir y aprender por sí mismos, pero necesitan las orientaciones de los profesores.

¿Los niños superdotados tienen éxito escolar y, en la edad adulta, profesional? 

No sabemos con exactitud el porcentaje de niños superdotados con fracaso escolar y que llegaron a poco en la edad adulta, pero pensamos, por la práctica cotidiana, que bastantes de ellos sufrieron las consecuencias de la desorientación y de una educación poco eficaz.

Identificar a los niños superdotados es fundamental para establecer pautas educativas desde los primeros años de vida. Se ha pensado que el niño superdotado podía por sí mismo tener éxito escolar y, en la vida adulta, profesional, pero esto no es cierto. Un alto porcentaje de niños superdotados tiene fracaso escolar y en su vida profesional no llegan a tener éxito. Además, muchos de ellos sufren la incomprensión de sus compañeros y profesores que no llegan a entender sus diferencias. Identificar a estos niños es un bien para ellos y para la sociedad.

¿Son los niños superdotados emocionalmente diferentes? 

Por regla general, lo son. Las aptitudes intelectuales y creativas se desarrollan en ellos a un ritmo más elevado que otras capacidades, que evolucionan con normalidad. Las emociones pueden ser afectadas. El niño superdotado es más sensible que otros niños y hace más preguntas existenciales; si no se le ayuda no encontrará respuestas y eso le preocupará.

Fuente: Los niños superdotados. Una aproximación a su realidad, de Esteban Sánchez Manzano. Editado por: Defensor del Menor de la Comunidad de Madrid. Febrero 2003.

Compartir en redes sociales....Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestShare on LinkedIn